Blog

Novedades y oportunidades empresariales

Cómo preparar tu perfil para la búsqueda de empleo

En la actualidad, tener tu perfil profesional al día es algo necesario para poder encontrar empleo, así como mantener el estatus en el sector. Para ello, es indispensable contar con un perfil profesional en redes sociales, donde se muestren tus intereses, habilidades y formación académica.
Aunque se les preste una mayor atención a las redes sociales, no son la única variante para poseer un perfil profesional atractivo. También es muy importante tener un Currículum Vitae actualizado, ya que, habitualmente, es lo primero que conocen de ti las empresas.
¿Cómo tener un currículum actualizado?
En el mundo tan globalizado, digitalizado e interconectado en el que nos encontramos, los currículums hace tiempo que se dejaron de entregar en mano. Ahora se realizan de forma digital, lo que permite adjuntar documentos que tengas subidos en la red, las propias redes sociales, o algún documento audiovisual. Estos son los casos del vídeo currículum y el portfolio, ya que los puedes añadir al documento escrito de tu currículum profesional.
Vídeo Currículum (Vídeo CV)
El Vídeo CV, también conocido como videocurrículum, es una forma de mostrar breve y originalmente un resumen sobre tu experiencia profesional. En apenas 1 o 2 minutos, debes mostrar frente a la cámara por qué eres un profesional capacitado. Para realizar un buen vídeo CV, debes tener en cuenta una serie de factores.

Qué vas a decir
Para ello, lo mejor es crear un guion. Así puedes mostrar tus ideas de forma clara y concisa, sin titubeos ni confusiones que pueden provocar la pérdida de interés del empleador. El guion se suele dividir en 4 partes:
Una presentación, de unos 15 segundos, donde cuentas tu nombre, apellidos y edad. También es importante citar qué puesto laboral estás desempeñando en la actualidad, y/o qué puesto profesional estás buscando.
Experiencia profesional. Después de la breve presentación, has de hacer un resumen de tu carrera profesional: dónde has trabajado, cuándo has trabajado en esos sitios, qué puesto has desempeñado… Como no debemos externos mucho, lo mejor es contar las experiencias más reseñables.
Formación. En este caso, es importante ser conciso de nuevo. No hace falta contar todos tus títulos académicos, es suficiente con subrayar lo más importante: titulación académica principal que ha permitido profesionalizarte y másteres o cursos específicos que han permitido especializarte. En caso de haber realizado muchos, basta con destacar los más atractivos o acordes al puesto.
Intereses, habilidades e información extra. Este apartado es más importante de lo que parece, pues ayuda al empleador a conocer la parte más personal de ti. Este apartado puede ser diferencial a la hora de encontrar empleo. Para ello, tienes que contar de forma resumida tus mayores gustos y aficiones, así como tus mejores habilidades y competencias profesionales. Por último, apunta alguna información adicional que pueda resultar favorable, como el permiso de conducir. Es primordial añadir el teléfono y el correo electrónico en una imagen final, así como las redes sociales.
Cómo lo vas a decir
Concisión, precisión, brevedad y originalidad. Esas son las cuatro palabras clave para realizar un buen videocurrículum. Has de ser conciso y breve, para que el vídeo no se extienda demasiado y termine por ser aburrido. También hay que ser preciso en lo que se quiere decir, y no añadir información que sea irrelevante para el empleador. Por último, la originalidad no va únicamente ligada con el discurso, sino también con la forma de producción y edición: si tu especialización tiene que ver con las tecnologías, tener el vídeo CV editado de una forma original ya es de por sí un apartado que pueda resultar diferencial. Si no, es otro aspecto atractivo e interesante.
Portfolio del perfil profesional
En el portfolio se utiliza para añadir los proyectos que has ido realizando en tu carrera profesional. Esta es otra forma habitual de dar a conocer tus habilidades, especializaciones y preferencias, y así diferenciarte de tus competidores.
Sin embargo, la posibilidad de mostrar tus proyectos en el currículum no significa necesariamente que los tengas que añadir todos. Si estás especializado en un área, o quieres encontrar un trabajo en un sector concreto, basta con añadir los mejores proyectos que hayas hecho al respecto.
La entrada Cómo preparar tu perfil para la búsqueda de empleo aparece primero en Tu empleo.